2008-11-23

Resentimiento del tiempo

No hay nada por encima de la verdad,
ni amor siquiera.

Me esfuerzo en ser mi sombra
para no ser la luz
ni ser las lágrimas,
pero el miedo se convierte en razón
y alumbra al hombre
que ahora no quiero ser.

Un algo inexpresable
que sabe a despedida
va nublando mis ojos.

Me quedaré sentado
al borde de esta nada
por si el cortejo próximo
llevase en su silencio mi cadáver.

Te besé siempre
como si cada beso
fuera el último.

1 comentario:

  1. Hola! tienes unas poesías estupendas, pena que no me da tiempo a leerlas todas ahora.. pero iré pasandome a leerla poco a poco..

    En esta en los ultimos versos dices mucho pues al igual que siempre hay que besar con mucha intensidad como si fuera el último beso hay que vivir igual disfrutando de cada momento como si fuera el último..

    Saludos

    ResponderEliminar

dime...